Messi, recibe la Bota de Oro

La estrella azulgrana recoge su cuarto trofeo como máximo goleador, pero evita referencias sobre su futuro en el Barça

Tiene ya Messi dos pares de Botas de Oro. Sus 37 goles en la pasada temporada le convirtieron en el mejor delantero del continente. Recibió tan distinguido galardón de manos de Luis Suárez, su amigo, cómplice de ataque y, además, vecino. No hizo referencia alguna a su renovación con el Barcelona, acordada con el presidente Josep Maria Bartomeu desde el pasado verano, aunque sigue faltando la foto que lo certifique. “Siempre dije que no me consideraba un delantero, pero he crecido como jugador. También he crecido fuera del campo. Fui mejorando y acumulando cosas. Cada día disfruto más de ser jugador”, ha subrayado Messi.

En apenas 48 horas, se han visto dos fotos singulares de Leo. Una en el banquillo del Juventus Stadium y otra recibiendo su cuarta Bota de Oro como el máximo goleador europeo, igualado con Cristiano Ronaldo. “Es un premio de todos, sin mis compañeros no podría haber hecho los goles que hice. Cada día disfruto más de ser jugador”, ha recordado Messi. “Claro que me sorprende Leo en el campo, en cada partido hace cosas nuevas, diferentes. Solo hay que ver las imágenes”, ha reconocido Suárez.

"Siempre que voy al banquillo se arma un poco de revuelo, pero entiendo que un año es largo y cada vez hay que cuidarse más"
 Leo Messi
 Ganador de la Bota de Oro

“Si lo colectivo no va bien, esto no se consigue. Los premios individuales vienen siempre de la mano de lo colectivo”, ha reiterado Messi, recordando que está “contento de tener a Suárez como vecino. Es un buen vecino”, ha dicho el delantero argentino, quien entendió la decisión de Valverde de colocarlo como suplente en el duelo contra la Juventus. “Siempre que voy al banquillo se arma un poco de revuelo. Pero entiendo que un año es largo y cada vez hay que cuidarse más”, ha confesado Messi, recordando que “cada vez son más duras las temporadas”.

Ante Iniesta y Busquets

Suárez le entregó la bota ante Iniesta y Busquets, dos de los cuatro capitanes del Barça, junto al presidente Josep Maria Bartomeu, mientras Messi volvía a casa sin decir ni una sola palabra sobre su futuro. Habló, eso sí, del Valencia, el rival que aguarda el líder el próximo domingo en Mestalla. “Armó una gran plantilla, trajo a un técnico que lo hace muy bien y tiene muy clara su idea. Sabe a lo que juega. Además, lo hace una vez por semana por lo que llega bien a los partidos. Será complicadísimo, pero nosotros vamos con muchas ganas a buscar el partido. Nosotros estamos bien, queremos seguir ahí arriba”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *