Los ‘Red Socks’, campeones de la ‘Copa Mundial’ visitaron la Casa Blanca

Peloteros latinos y afroamericanos le dieron plantón al presidente, y la oficina… ¿así reaccionó?

Unos diez jugadores latinos y afroamericanos del equipo de béisbol los Boston Red Sox, campeón de la Serie Mundial 2018, dieron este jueves plantón al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, en una recepción en la Casa Blanca, informaron medios de comunicación locales.

Algunos de ellos habían explicado públicamente el motivo de su ausencia al evento y otros no.

Uno de quienes detalló la razón fue su entrenador, Alex Cora, quien precisó el domingo a los periodistas que no pensaba acudir a la Casa Blanca por la gestión que la Administración de Trump había hecho de la respuesta al huracán María, que asoló Puerto Rico en septiembre de 2017 y dejó unos 3,000 muertos.

Junto a Cora, algunos de los jugadores que no asistieron este jueves a la Casa Blanca fueron los afroamericanos Mookie Betts y David Price y el también puertorriqueño Christian Vazquez.

Pese a las ausencias, Trump recibió a los otros miembros del equipo que acudieron a la mansión presidencial.

“A lo largo de la temporada 2018, los Medias Rojas fueron, francamente, imparables“, destacó el presidente, quien agregó que siempre jugaron como “campeones“.

Trump afirmó que le gusta el béisbol, al que llamó “un juego muy especial, un deporte muy especial”, que él mismo practicó en la escuela de secundaria.

El Presidente destacó las contribuciones al juego del equipo de jugadores que sí acudieron al acto como Nathan Eovaldi, Chris Sale, y Steve Pearce, pero no mencionó a los ausentes.

La oficina de la presidencia subió la agenda del mandatario a su sitio oficial y en ella estaba escrito que Trump recibiría la visita de los “Boston Red Socks” a las 3:45 hora del Este, y para colmo, en otro documento oficial resaltaba -sin corregir- una pifia cometida por el propio presidente, quien llamó durante el evento a los campeones del Clásico de Otoño “campeones de la Copa Mundial”.

Sin duda fue una visita algo accidentada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *