La retirada de Rosberg abre la puerta de Mercedes a Fernando Alonso

Rosberg se retira de la Fórmula 1 cinco días después de ganar el Mundial

La sorprendente retirada de Nico Rosberg de la Fórmula 1 puede suponer un baile de pilotos en los equipos del Mundial. El asiento que queda libre en Mercedes, el hueco del campeón, es un caramelo para muchos pilotos de la parrilla, empezando por Fernando Alonso, que no ha encontrado un coche ganador en McLaren Honda.

Según ha podido saber MARCA, Alonso se remite a su actual contrato con McLaren, aunque ir a Mercedes es una posibilidad que le agrada desde 2014 y está dispuesto a explorar esa opción nuevamente. Podría ser que Mercedes estuviese más interesado que el propio Fernando en hacerse con los servicios del piloto español. No se descarta que la escudería alemana sea la que dé el primer paso.

El director ejecutivo de Mercedes, Toto Wolff, dijo en mayo que Fernando era uno de los candidatos para sustituir a Rosberg si el alemán no renovaba su contrato. «Si Nico no quiere renovar, entonces consideraremos otras opciones, como Fernando. [¿Su edad?] No es un problema. Mantiene la velocidad y la motivación», reconocía el austriaco en una entrevista en EL MUNDO.

Alonso renunciaría a cualquier tipo de obstáculo económico para llegar a un acuerdo con Mercedes. El español quiere volver a ganar y Mercedes es la mejor opción para 2017. La escudería de Brackley puede ofrecer a Fernando todo lo que necesita no sólo para volver a pelear por las carreras sino también para luchar por el Mundial.

Para ir a Mercedes, Fernando tendría que romper su contrato con McLaren por segunda vez. En 2007 extinguió bruscamente su relación con la escudería británica para regresar a Renault en 2008. En Mercedes volvería a coincidir con el piloto que le complicó la existencia durante su primera temporada en McLaren, el británico Lewis Hamilton.

Otros candidatos para sustituir a Rosberg son Sebastian Vettel, Max Verstappen y Daniel Ricciardo, aunque los tres tienen contrato con sus respectivos equipos y también tendrían que forzar su salida de Ferrari y Red Bull. La opción menos complicada es quedarse con Pascal Wehrlein, un piloto de la órbita de Mercedes que actualmente está sin equipo. El dueño de la compañía alemana, Dieter Zetsche, dijo en junio que el joven Wehrlein era la referencia de la escudería a largo plazo. «Pascal es nuestro futuro», dijo Zetsche en declaraciones al diario suizo ‘Blick’.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *