Khloé Kardashian se ha vuelto una figura de inspiración.

Aunque en los últimos años se ha destacado por la disciplina espartana con la que afronta sus intensas sesiones de gimnasio, así como por la tonificada figura de la que presume gracias a su pasión por el ejercicio físico, Khloé Kardashian no parece ser capaz de enterrar definitivamente en el pasado aquellos tiempos en los que su exceso de peso llegó a hundirla emocionalmente y prácticamente a destruir su autoestima.

Tanto es así, que ahora ha querido rememorar una vez más algunas de las terribles consecuencias que se derivaban de su notable complejo de inferioridad.

“Tengo que decir que yo solía mirar siempre al suelo cuando caminaba por la calle, siendo consciente de que no servía de nada porque la gente podía verme igualmente. En cualquier caso, no podía mirar a nadie directamente a la cara, evitaba el contacto visual de forma instintiva y eso me hacía sentir un poco más segura”, reveló la estrella en ‘Revenge Body with Khloé Kardashian’, donde comparte con los espectadores algunas anécdotas sobre su largo y duro camino hasta la plenitud física, así como la falta de amor propio de la que sufría hace unos años por culpa de su sobrepeso.

Sin embargo, la hermana menor de Kim Kardashian también atribuye de alguna forma los kilos adicionales que definieron su figura durante varios años a su turbulento y ya extinto matrimonio con Lamar Odom, ya que desde su punto de vista, semejante compromiso vital la llevó a perder noción de sí misma y, sobre todo, de sus propias necesidades e intereses individuales.

“Creo que es normal verse consumida de alguna forma por una relación de ese tipo, ya que te acabas volcando tanto en la otra persona y en la pareja como tal, que dejas de concebirte a ti misma como un ser con vida y deseos propios”, explicó en el mismo programa, dejando entrever que el sinfín de preocupaciones que vivió durante su época de casada a cuenta del caótico estilo de vida de su ya exmarido terminaron absorbiendo todas sus energías.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *