HTC U12 Life: un «smartphone» de gama media que compite en precio

La firma anuncia su nuevo terminal de pantalla casi sin bordes, doble cámara y una gran autonomía

En el esfuerzo por seguir obteniendo réditos económicos del mercado móvil, los fabricantes de tecnología han allanado tres caminos distintos. Desde el pasado año se ha inaugurado una nueva gama, que podríamos definirla como super gama alta, en donde se encuentran terminales que superan los mil euros de salida. Una segunda vía tiene propuestas de altas prestaciones, pero la tercera que empieza a reinar se centra en una estrategia agresiva de la que es difícil seguir sus pasos.

Es la que lideran marcas de fabricantes chinos. En especial, Xiaomi, que parece estar decidida a comerse el mercado ofreciendo algunos de sus productos cargados de altas prestaciones pero a unos precios de derribo. Una filosofía muy legítima, pero que está dirigida a quitarse a los competidores al ofrecer móviles con pocos márgenes de beneficio.

La gama media es donde más se aprecia esta tendencia. Por lo que otras firmas que antaño lideraban el mercado como HTC le resulta cada vez más difícil mantenerse. El resultado de intentar atarse a este rango de precios por debajo de los cuatrocienteos euros es el nuevo HTC U12 Life, una versión «lite» de su buque insignia, HTC U12 Plus, que sacrifica algunos apartados pero que le dota de un mayor rendimiento y autonomía que la versión anterior.

De diseño cuidado que reduce los marcos de la pantalla, el dispositivo apuesta por un apartado fotrográfico compuesto de dos cámaras traseras (de 16 megapíxeles y 5 megapíxeles en el sensor secundario) preparadas para capturar imágenes con el efecto «bokeh», un modo de disparo que permite jugar con la profundidad de campo y destacar los primeros planos. La cámara también permite grabar videos en calidad 4K, mientras que la frontal, de 13 megapíxeles, incluye un flash para mejorar los «selfies», al igual que se incorporan modos belleza para hacer ligeros retoques.

La pantalla, de 6 pulgadas, se sostiene en un panel tipo LCD que rasca una resolución Full HD (2.160 x 1.080 píxeles), ofreciendo en conjunto una relación de aspecto de 18:9, es decir, un móvil que apuesta por el formato «todo pantalla». Ya no hay muchos modelos que no hayan abrazado este diseño. Donde más controversia se puede encontrar es sus caraterísticas técnicas. En su interior se alberga un microprocesador Snapdragon 636 de Qualcomm que no es ni por asomo el más avanzado del mercado, aunque supera en potencia al anterior modelo, el U11 Life. Se equilibra, sin embargo, con 4 GB de memoria RAM.

Donde también ha dado pasos de gigante HTC en este «smartphone» es en la batería, de 3.600 mAh, que promete dos días de uso ininterrumpido en condiciones normales. Es algo que ha mejorado sustancialmente respecto al anterior modelo, y se apoya a su vez con un sistema de carga rápida que es otra de las demandas más fuertes de los consumidores. Viene con un sistema de audio estéreo e incorpora la versión Android 8.1 Oreo, aunque con nutrido de funciones propias de la marca. Precio: 349 eruos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *