Ariana Grande, irreconocible en la portada para Vogue

Ariana Grande está divina y más rubia que nunca. La cantante es la protagonista de la portada de Vogue de julio en su edición británica.

Tanto la intérprete como la prestigiosa publicación han dado un adelanto de la sesión fotográfica que nos ha revelado una Ariana muy diferente, con el pelo suelto y muy natural.

Los fans de la cantante se han quedado de piedra al ver a su diva por primera vez en mucho tiempo sin su famosa y alta “cola de caballo”, rubia y casi sin maquillaje.

La intérprete compartió fotos de la sesión en su cuenta de Instagram con esta leyenda: “Gracias Vogue no sé por dónde partir para expresar mi amor y agradecimiento”.

Ariana ha revelado detalles íntimos como que sufrió estrés postraumático, mareos y angustia tras los hechos de hace un año, en su concierto de Manchester, cuando hubo un atentado terrorista, informó 20 Minutos.

De hecho ese trágico incidente inspiró su último tema “No Tears Left To Cry” (No quedan lágrimas por llorar), en homenaje a las víctimas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *